♦,,Theatre♦,,

Un juego diferente.
 
ÍndiceFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 Camaleones - Libre

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Camaleones - Libre   Sáb Jul 12, 2008 2:17 am

Eran largos espacios estrechos, libres de peatones a cada tanto donde podían perderse con gusto y correr toda la noche, invisibles cuan jovenes fantasmas de risas inocentes que no cesaban. Algunos huian preocupados, otros tantos parecían buscar curiosos el origen de tan dulce sonido y sin encontrarlo jamás, eran presas de una curiosa broma donde eran mordidos por la nada o tropezaban con violencia, cualquiera que fuese el caso, provocando una extraña sensacion de incertidumbre. Espiaban, curioseaban, siempre lo habían hecho y de ese modo le habían encontrado, a ese curioso joven lobo que insistía en cuidarles siempre que no debía esconderse, pero aquello no duraba para siempre y debían aprovechar los minutos al maximo antes de la hora de dormir.

-Hermanito, creo que nos hemos perdido de nuevo. Observa.-Señala en la invisibilidad uno de esos cuadros extraños que adornaban toda la casa.- ¿No lo hemos pasado ya un par de veces?

-No buscamos la salida ¿O si?.-Cuestiona el otro, mirando el cuadro un segundo antes de volver a dar saltitos por el pasillo practicando sus pasos de baile.- A menos...-Toma la mano de su hermano, atrayendola en un giro hasta abrazarlo con aprehensión.- Que mi querido Audrey deseara volver a la alcohoba a descansar como el lobo había ordenado. O tal vez tengas hambre ¿Tienes hambre, Audrey?

-De sangre y no de comida mortal, Armand. Busquemos en silencio. Tal vez una comida aun más pequeña que nosotros se atreva a venir...-Responde el jovencito a su gemelo, con calma y cierta pereza, mirando por el pasillo al momento de separarse de su hermano. Continuó asechando invisible y Armand le siguió energico, avanzado, husmeando en los olores como solía hacer su primo probando si podía cazar algo bueno antes que su pequeño hermano, completamente identico a su espacio, desplazandose como dos pequeños camaleones.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 8:00 am

Una risa se escucho al fondo del pasillo.

-Pero que adorables niños, acaso son ustedes niños de verdad o los muñecos de porcelana escaparon de una de las habitaciones?- Dijo una joven que aparecio flotando cabeza abajo, con los pies en el techo. Miro alrededor, pues no le era facil determinar con exactitud en donde se encontraban.

-Lastima eso es lo malo de los camaleones, se adornan a si mismos y nos dejan sin trabajo a los que fuimos alguna ves costureras!

De un salto bajo para tener una pose mas -normal-, esta ves con los pies en el suelo.

-Que hacen aqui tan solos?.- Se acomodo el saree y se peino un poco el cabello.
-Vamos, dejense ver, no les hare nada..... bueno, mas bien no les hare daño; le prometi a su amo que me comportaria. Solo necesito a alguien con quien entretenerme en este enorme lugar.

Siguio mirando a su alrededor, y trataba de imaginar que tan cerca o que tan lejos ahora estaban aquellos chiquillos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 10:51 am

Risas. Si, risas femeninas ocupaban sus oidos, no ese tono homogeneo de sus voces juveniles tan facilmente entrelazables. No, esa era diferente, por que era una voz madura en sus tonos y hablaba con ese modo tan peculiar de la gente mayor, joven, pero de mayor experiencia. Sin poder evitarlo detuvieron su marcha escuchando sus palabras, mientras miraban en dirección al pasillo, tomandose enseguida de las manos para darse confianza. Una extraña mujer les miraba desde lo alto, o al menos eso creyeron, por que su mirada vagaba de un sitio a otro y suponían que seguían sin verles. Sonrieron, no podían reir aun, se delatarían antes del tiempo que disponían a su juego del escondite. "Muñequitos de porcelana" ¿Que era eso? Bueno, jamás habían visto uno de esos, pero por la forma en que los mencionaba, tal vez era un cumplido. Claro, ellos estaban acostumbrados a los cumplidos como principes que habían sido.

Le miraron bajar del techo con esa facilidad tan digna de un maestro en sus acciones rutinarias, y no pudieron sino dejar escapar una risita y retroceder un par de pasos con cuidado. ¿Ella conocía al amo de aquellos pequeños niños infernales? Bueno, ese era un asunto tan delicado como quien se digna a bordar en un manto de seda, la paciencia era la clave y los gemelos sabían actuar con cierta precaucion disfrazada en la inocencia infantil.

-No estamos solos, nos tenemos el uno al otro.

-¿Quien es nuestro Amo que le conoce tan bien?

-No se hacen promesas a los entes sin forma, es como hablar al aire. Jugamos al escondite, madam.

-Si nos encuentra, accedemos a cumplir uno de sus deseos.

Retroceden un poco más, sonrientes en la nulidad de su imagen, como preparandose para huir tan pronto fuera necesario como los duendes del viento.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 11:08 am

“¿Quien es nuestro Amo que le conoce tan bien?”

-Bueno, primero me disculpo al decir Amo, mas bien creo que me refiero a VERNER…. El es amigo mio, no se preocupen….- Dijo lentamente cerrando los ojos y sonriendo puso ambas palmas frente a ella.

“-No se hacen promesas a los entes sin forma, es como hablar al aire. Jugamos al escondite, madam. “

-Entes sin forma? Vamos niños… No sean tan………..

“-Si nos encuentra, accedemos a cumplir uno de sus deseos. “

Ella seguía con las palmas mirando hacia enfrente, y las movía lentamente frente a ella. De repente, arqueo una ceja.

-…Modestos!

Retroceden un poco más, sonrientes en la nulidad de su imagen, como preparándose para huir tan pronto fuera necesario como los duendes del viento
Al terminar ella aquel enunciado, sintieron como un escalofrió les recorría el cuerpo, después, como dos manos invisibles se posaban en sus cabeas, una en Armand y la otra en Audrey.

-Con que les lavan el cabello pequeños? Hacia rato que no tocaba un cabello tan sedoso.

Soltó una risita juguetona y abrió los ojos, pero esta ves volteando directamente hacia donde ellos estaban escondidos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 11:26 am

Abrieron los ojos un tanto asustados, pero más que nada impresionados. ¿Como lo había hecho? ¿Como una humana había revelado tales poderes ante ellos? No podía ser! Sacudieron al tiempo sus cabezas apartandose de aquel contacto dando un gracioso salto hacia atras, cayendo sentados en el suelo al mismo tiempo mientras soltabn sus manitas y cruzaban los brazos, en un acto ejemplar de un berrinche modesto que si bien no distaba del de un par de niños de corta edad, tampoco era tan puramente infantil como se hubiera esperado. Y para sorpresa de la dama, fueron visibles ante ella ese par de caballeritos tan finamente vestidos como pedía su amo difunto, con el ceño fruncido y ojitos cerrados, como una imagen propia ante un espejo, excepto por el color de sus cabellos. Y tal como sucedía al saberse un berrinche o un acto que fiera en contra de su gusto, hablaron al unisono.

-No es justo, no es justo. El escondite no es divertido si no dira más de un minuto.-Suspiraron a la par y sus ojitos, el par de brillantes azules y verdes le miraron con un gesto un poco más amable y propio, como si en mitad del enojo hubieran recordado dos ideas importantes.- De acuerdo, si es amiga de Verner, le debemos un respeto especial. Verner es el lobo lider de nuestra pequeña manada y sus allegados merecen la debida cordialidad.-Se levantan y hacen un ademan de reverenciar a la dama ante ellos.- Armand y Audrey, seguidores de la sangre de de los Noguer Linn. Y ya que nos ha encontrado, muy a nuestro pesar, le debemos un deseo como parte de la promesa a nuestra ley de juegos.-Sonríen con normalidad.

Bueno, no eran partidarios de jugar tan poco tiempo, pero la Ley de Juegos era un asunto muy serio en supequeñomundo dividido. La Ley de juegos especificaba cumplir las promesas si no contratacaban sus principios basicos, que eran pocos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 11:44 am

Cuando aparecieron ante ella los miro con algo de ternura. Aw, eran mas bonitos de lo que se imaginaba…Demasiado bonitos. Daba la tentación de vestirlos con mamelucos de marinerito, aunque sabiendo que los pedofilos adoran tales atuendos, no sabia si vestirlos así seria bueno o malo.

-Hmm… Si lo que me dijeron es cierto, creo que seria bueno….- Pensó con algo de malicia.

Los dos jovencitos se calmaron y adoptaron una conducta mas amigable, talves de algo servia el tener “palanca” con Verner. (Además de que era divertido estar con el, claro!)

Al ver como se habían molestado por que el juego termino demasiado pronto, saco una bolsita satinada color rosa y se acerco abriéndola.

-Tengan, no me puedo acabar los dientitos yo sola, por que no me ayudan?- Dijo sonriendo y sentándose en el suelo.

-Un deseo? No, no… Dudo mucho que puedan cumplirme el deseo de volver a ver al elfo que me había robado el corazón….- Por unos momentos sus finos labios rojos se curvaron de tristeza pero volvió a sonreir. –No quieren volver a jugar a algo? Esta ves no hare trampa!

Se tiro en el suelo mirándolos con curiosidad, le recordaban a la imagen de dos conejitos “pofofos”.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 24, 2008 12:28 pm

Que tentador aroma despedía aquella bolsilla colmada de esos pequeños y coloridos trocitos de azucar con formas y colores, y sus ojitos curiosos no pudieron evitar fijarse en ellos con la curiosidad esperada. Por supuesto, el azucar era un elemento primordial en su motivación, los amansaba, les daba ese aire de cachorritos. Tomaron cada uno un dientito, observandolo a la par antes de mirarse un tanto dibutativos, para finalmente darse el pequeño dulce el uno al oro en la boca y saborearlo con calma, degustando su textura y su sabor. Se sonrieron el uno al otro al encontrar agrado en aquel bocadillo y observaron serios a la dama al hablar de ese que hombre que parecía colmar esa parte de las almas que corresponde a un ser ajeno a uno mismo, un elfo. Oh si, recordaban las historias de elfos, aquella historia de la dama sonaba a un cuento de hadas. ¿Humanos y elfos? Por favor....

-Armand y Audrey deben cumplirle un deseo, es parte de la ley de juegos.-Insisten aun con esedulce alojado en un rincon de sus boquitas.- Si el elfo esta aquí, podemos traerlo. Si no... Podemos cumplir algun otro capricho de la dama que ha encontrado a Armand y Audrey....-Guardaron silencio y tomaron otro dulce antes de enlazar dos de sus brazos mientras comían con ese gusto de envidiable satisfacción, escuchando la siguiente proposición de la dama.- No, tenemos que descansar antes de jugar. Y la dama ha cometido dos erroresmuy importantes. Uno es el habernos dado estos preciados manjares de azucar, el otro, es el no haberse presentado como dictan las normal de cordialidad.

Claro, era una descortesía tremenda no presentarsem con decir que para ellos era un canon respetado al tiempo que se les mostraba la debida educación. De otro modo, los viles insensatos debian atenerse al ataque de dos pequeñas fieras de inocente apariencia. Pero con la dama ya no podían enojarse demasiado, su apariencia y el dulce sabor asociado a su presencia la hacían un ente favorable, agradable, hermoso. Sonrieron, la vida seguía sonriendoles de momento.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Vie Jul 25, 2008 4:25 am

Los miro con algo de ternura, eran (como ya había dicho antes) un par de conejitos aparentemente inocentes y “pofofos” (esponjados).
Le agrado observarlos comer los dulces, pues a veces cuando le ofrecía de esos dulces a otras personas, usualmente los regresaban por considerarlos algo empalagosos.

-A Varyon le encantaban…- Se dijo a si misma tomando un dulce de la bolsita con una mano, y recargándose en la otra. Estaba sentada en el suelo frente a ellos, con las piernas cruzadas y apoyando la cabeza en una mano.

Al darse cuenta de que había olvidado por completo tales formalidades, se disculpo.

-Aww perdonen mi malos modales, pequeños! – Dijo sonriendo. Haber…Primero me presentare; Me llamo Tosali Lafae, y antes de aparecer aquí yo trabajaba en casa de mi amo. El era una de las personas ricas del pueblo, y mi trabajo era ir a buscar setas, al amo le gustaba comerlas frescas; aunque a veces también me encargaba de remendar sus ropas.

Los miro por unos segundos y pregunto; -El error de haberles dado dulces… es por que el “sugar-rush” les pega fuerte a ustedes? Bueno, supongo que si, son niños. Saben? Creo que tengo antojo de Pay de Cereza, gustan? Deje uno enfriándose en la cocina.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Vie Jul 25, 2008 4:40 am

-Tosali Lafae.-Repitieron con esas voces entrelazadas de manera tan extraña, como si fuesen una sola adornada con el eco suave de un lugar cerrado. Claro, debían repetir sus nombres a razón de poder aprenderlo, y al decirlo, lograban establecer ese lazo primario. Saber el nombre de otra criatura siempre era un beneficio. Tomaron otro dulce cada uno antes de continuar hablando con aquella imagen de pequeños niños que ociosos disfrutan de un bocadillo.- No somos niños. Somos jovencitos, apenas comenzamos a madurar, todo sea según lo que el Amo ordena o desea de nosotros. Pero los dulces nos pone muy alegres, y Verner suele enfadarse cuando los gemelos estan contentos y energicos. Dice que somos peligrosos.

Desenlazan sus brazos para ponerse de pie, tomando como todos unos caballeros cada brazo de la dama para ayudarle a ponerse de pie, enlazando sus brazos con aquel ademan de galantería que solían emplear con los invitados de su señor.

-Le llevamos con gusto a la cocina. Y se lo serviremos si ese es su deseo. Armand y Audrey estan para servir solemnemente a su promesa de un deseo.-Declaran de nuevo al unisono, sonrientes. Pensandolo un poco mejor, parecían contentos de encontrar a otra persona que como ellos, sirviera a un hombre poderoso.- ¿Remendar y buscar setas era todo lo que su amo le mandaba? ¿Por que le gustaba comer setas? ¿No son muy insipidas? ¿Por que un hombre pide que remienden sus ropas si puede comprar nuevas?
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Vie Jul 25, 2008 12:47 pm

“-No somos niños. Somos jovencitos, apenas comenzamos a madurar, todo sea según lo que el Amo ordena o desea de nosotros. Pero los dulces nos pone muy alegres, y Verner suele enfadarse cuando los gemelos estan contentos y enérgicos. Dice que somos peligrosos..”

-Peligrosos? – los miro algo sorprendida. Pero bien sabia que podia ser cierto, después de todo hay animales y personas que se ven lindos o tiernos (incluso pofofos) y aun asi ser mortalmente peligrosos. – Esta bien, hare lo posible por no provocar la ira de ustedes dos!

Ella se incorpora con la ayuda de los dos pequeños caballeros, se notaba que ellos dos eran igual de educados y finos que Verner, eran casi como expansiones del joven lupino.

-Muchas gracias – Dice ella poniendo sus brazos en los brazos de ellos, - Quizás si en algún lugar del jardín crecieran setas, podría recoger algunas para después hacerles una sopa como la que le gustaba a mi amo.

“-Le llevamos con gusto a la cocina. Y se lo serviremos si ese es su deseo. Armand y Audrey están para servir solemnemente a su promesa de un deseo.-“

-No se preocupen, mejor se los serviré yo. Extraño manejar las cosas de la cocina; saben? A mi me repugnaba estar en la cocina y ahora lo extraño.

“-¿Remendar y buscar setas era todo lo que su amo le mandaba? ¿Por que le gustaba comer setas? ¿No son muy insípidas? ¿Por que un hombre pide que remienden sus ropas si puede comprar nuevas?” Preguntaron los hermosos jovencitos, y de hecho eran buenas preguntas! Lo normal es que alguien rico no mande arreglar su ropa, simplemente la tira.

-El que era mi amo antes de llegar aquí no era como los demás señores del feudo, mis niños…- Demonios! Había olvidado que no eran niños, pero aah bueno…

-Verán, mi amo no era como los otros señores del feudo. No le gustaba pasearse presumiendo lo que tenia, y aunque tenia un pequeño castillo normalmente se quedaba en la casa cerca del lago, que era mas bien una cabaña enorme. Alo mejor por eso en ves de comprar ropa nueva aunque tenia el dinero, simplemente la mandaba remendar.
En cuanto a lo de las setas, no se si sean muy insipidas, nunca las llegue a probar pero a el le encantaban.

Volteo para mirar a ambos y asegurarse de que no se estuvieran aburriendo y añadio.

-..Y no, remedar y recoger setas en el bosque no era lo único que hacia para el. De ves en cuando a mi me tocaba acompañarlo en las noches.- Se sonrojo violentamente y trato de contener su risa. De verdad extrañaba todo aquello.

La imagen de su amo rodeado de las muchachas que lo asistían en la casa vino a su mente.
Al Amo nunca le faltaban mujeres, pero solo se permitía estar con una por noche.
Las muchachas y ella nunca se peleaba entre si por el Amo Dunham, era extraño como el podia ser cariñoso con todas y no habia celos. Todo era perfecto. Dos de ellas incluso habian tenido hijos de el, y los niños llamaban a todas las jovenes "madre" por igual.

“A los otros señores parece que se les ha olvidado como conquistar a ustedes las señoritas..”, recordó ella que dijo una noche cuando trataba de decidirse con cual salir a caminar a la luz de la luna. Ahí se encontraban Margot la lavandera, Eileen la cocinera, Heather la encargada del aseo, y hasta Aidan (Una jovencita a la que la habían nombrado así por que se portaba mas como un muchacho que como una mujer de la época; era la encargada de cuidar a los caballos.)
De ves en cuando a Tosali también le tocaba salir con el amo, y algunas otras veces cuando ella no estaba de humor, el amo la seducía y le ofrecía cualquier cosa que ella quisiera a cambio de sus “talentos” (A diferencia de otros hombres, el si cumplía lo que prometía).

-Claro que deje de acostarme con el cuando conoci a Varyon, cosa que le disgusto un poco a Dunham; cuando supo que cada que iba por setas me encontraba con el ya no me hablo tanto, y mucho menos cuando supo que Varyon era un elfo. El siempre los había odiado, pero nunca explico por que.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Miér Jul 30, 2008 7:56 am

Habían ignorado la denominación de su corta edad aparente tan solo por el hecho innegable de permanecer bastante entretenidos escuchando su historia, la historia de un sirviente como ellos entre una gran multitud de lacayos que servían a un hombre rico y generoso. Era una historia sencilla que contestaba tan solo aquellas preguntas que antes habían planteado y que no habían quedado, ninguna, sin respuesta. Había cosas que bien podían deducir por sus palabras, como el hecho de haber argumentado que ella no era la unica sirviente y que además, era la amante de aquel hombre con poder. Pero claro, no iban a quedarse con solo suposiciones acerca del pasado de una dama como aquella que guiaban a la cocina, teniendo ese cuidado especial de sostener sus brazos con la justa aprehensión y de no perder su atención en ella y su relato tan parecido a su vida pasada con su difunto Amo.

-Muchos hombres humanos, a traves de la historia, han tenido envidia de aquellas criaturas mas dotadas que ellos.-Responde Armand por si mismo en esta ocasión.

-Eso se ve claramente en que discriminan incluso a aquellos humanos que poseen extraordinarias habilidades, o las han adquirido. Y muchas veces su repulsión se ve influenciada por un hecho historico terrible.-Añade Audrey en el mismo tono, siguiendo a la perfeccion las palabras de su hermano.

-El señor Dunham debió sentirse muy celoso entonces. Pero no debio ser para tanto si, como nos da a entender, tenía otras amantes que podían ser sus sirvientes.-Declara Armand seguidamente.

-Entonces la dama Tosali era un tesoro. Pero... ¿Como se dio cuenta un humano de que usted visitaba a un elfo?.-Audrey se notaba un poco confundido.

-¿Amaba al elfo Varyon o simplemente ofrecía mayores tesoros que los que ofrecía el señor Dunham?.-Cuestiona Armand intrigado por el contrario.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Jue Jul 31, 2008 8:45 am

Escuchaba divertida como aquellos “niños” hablaban con mucha mas inteligencia que la que tenían otras personas.

Supongo que Verner les ha educado bien, no me atrevería a pensar ni un solo momento que estos son niños tontos… y eso que no me gustan tanto los niños.

-Si, el amo era un poco celoso… aunque el respetaba las decisiones que tomaban las chicas. Así que en realidad no podemos saber que tan “valiosa” era yo para el.
El nos quería a todas, si no hubiera sido así no nos hubiera colmado de regalos o de cariñitos que el mismo se encargaba de darnos. Era básicamente como si todas fuéramos sus esposas.

El pequeño Autrey parecía estar algo confundido, pero su confusión era lógica y sus preguntas nunca rayaban en lo infantilmente sonso. Igualmente Armand; ese par de niños o no podían hacer preguntas tontas, o simplemente no tenían cabida a pensamientos tontos. Eran muy inteligentes…

- Varyon y yo estabamos en el bosque como de costumbre, pero pensamos que seria divertido ir a la pradera porque era raro ver a alguien pasar por ahí… El caso es, que cuando ya estábamos haciendo de las nuestras estando el sobre mi, no nos dimos cuenta de que alguien se acerco con escopeta en mano y le puso el cañon detrás de la cabeza a Varyon. Solo nos dimos cuenta cuando escuchamos como le quitaban el seguro al arma; volteamos, y vimos que mi amo estaba detrás de el listo para dispararle. El amo se acerco un poco mas y levantando a Varyon del cabello, se dio cuenta de quien era… Varyon era un principe, y siendo mi amo solo un Lord, no podía matarlo; así que se limito a hacerlo a un lado y me levanto del suelo para subirme al caballo.
Luego mi amo y Varyon se alejaron e intercambiaron palabras, pero no pude escucharlos bien. Al cabo de un rato, mi amo regreso y no me reprendió hasta llegar a la casa.

Estaban ya a varios metros de la cocina, y la chica olfateo el aroma a cerezas que inundaba el aire.

-Resulta que ese día al amo le dieron ganas de cenar faisán, y como Eileen estaba ocupada cocinando otra cosa, el decidió ir por uno, y nos encontró a nosotros.
Si el amo no me hubiera querido, nos habría matado ahí sin que nos diéramos cuenta, pero no lo hizo. Yo también quería al amo, pero lo veía mas como a un amigo con derecho.. en cambio amaba a Varyon, y no por que me regalara cosas bonitas, el me gustaba.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Armand & Audrey
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 142
Fecha de inscripción : 11/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Miér Ago 27, 2008 9:57 am

Los pequeños llevaban sus manitas libres a su pecho, como si intentaran contener la emoción de aquel relato que les era tan extrañamente familiar, sin dejar de mirar a la dama mas que en aquellos contados momentos en que debían guiar sus acciones debidamente, como para seguir el paso de Tosali cuando parecían desviarse o al abrir la puerta al comedor y más tarde a la cocina en vista de la caballerosidad inculcada desde su nacimiento, con las alitas en su espalda retraidas ante la tensión del relato. El final no era para menos, habían encontrado bastante triste el hecho del aparente rechazo del Amo de Tosali hacia Varyon y su querida sirviente, y es que ellos encontraban aquel sentimiento como algo debastador y molesto.

-Es una casualidad increiblemente molesta, señorita Lafae... De verdad, muy molesta.-Declaraba el pequeño peliazul, negando con la cabeza en una mueca de obvia aversión.

-Para ese tipo de reacciones, es imposible pensar otra cosa que no sean los celos y es que, como lo plantea, el señor Dunham le tenía un gran aprecio si pudo contener su gran repulsión por un elfo en vista de su evidente apego a ese ser. Pero para nosotros, ese hombre sigue demostrando que es extrañamente celoso con usted.-Comenta el castaño, separandose de la dama al igual que su hermano para sentarse en una mesa proxima de frente a Tosali.

-Aunque fue también inteligente que se abstuviera de dañar al elfo, son seres muy poderosos y solemnes. Hablando de los principios basicos de honor, el señor Dinham parece conocer esas leyes basicas y le da un valor bastante culto a su persona, y sabio además.

-Aunque no deja de ser curioso que sea tan celoso, reiteramos. Nos recuerda mucho a nuestro Amo, que descansa en paz. Él era muy celoso con nosotros, como con casi todo aquello de su poseción, eramos como sus pequeños tesoros. No dejaba que los sirvientes tuvieran jamás mucho contacto con nosotros.-El pequeño castaño ríe brevemente, moviendo sus piecitos alternadamente.

-Solo una persona, además del Amo, jugaba con nosotros y ese era "El maestro". Su nombre era Neguib, y era un hibrido como nosotros, casi era como un regalo del amo hacia nosotros, pero él nos educaba muy estrictamente, y cuando el Amo no podía atendernos, él lo hacía en su lugar. Pero nunca pudimos resistirnos a seducirlo, y tuvo muuuuchos problemas por nuestra culpa.-Ambos pequeños suspiran pesadamente, cerrando los ojitos y encogiendose en su lugar. El peliazul abre los ojitos y continua relatando.- Nuestro Amo tuvo que dejar que Neguib, a pesar de ser nuestro amante provicional, pudiera seguirnos educando. Fue al unico que dejó acercarse a nosotros durante muchos años, Neguib se marchaba siempre tan pronto el Amo regresaba, era triste...

-Una ocasión tambien nos encontró como el señor Dunham encontró austed y a Varyon en el bosque, pero como somos muy activos, tuvo que dejarnos quedar arriba.-Ambos sueltan una risita melancolica, tomandose de nuevo de las manos cuando el castaño explicaba de nueva cuenta.- Pero el Amo no reaccionó del mismo modo, de hecho, motivó a Neguib para que continuara jugando con nosotros, fue algo muy extraño. Nunca nos tomó... Pero siempre era muy romantico. Espiando, nos dimos cuenta de que al maestro le habían reprendido, así que exijimos al Amo que le dejara estar cerca de nosotros sin ninguna represalia.

Ambos respiran hondo, con la mirada perdida en el suelo, recordando a aquel joven hibrido que recordaba mucho a su primo si este fuera un adulto, las lecciones, los cuentos, los juegos de niños en el jardin y las sesiones de besos caida la noche. Que bello era poder recordar.

-Por eso, al llegar aquí, nos propusimos conocer a tantas criaturas como fuese posible, por cualquier medio a nuestra disposición.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Tosali
Marioneta
Marioneta


Cantidad de envíos : 56
Edad : 28
Localización : hermosillo, sonora, mexico.
Fecha de inscripción : 17/07/2008

MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Lun Sep 01, 2008 5:30 am

La expresión en las hermosas y delicadas caritas de los gemelos valian oro… Sus miradas y por como se habian colocado las manitas en el pecho, le decian a la chica que ellos se habian sentido un poco movidos por el relato, muy probablemente por que ellos habian alguna ves pasado por algo parecido.

-Molesta..? – Dijo ella con curiosidad, observando como se dibujaba en el rostro del pequeño, una mirada un tanto enojada. Mientras sacaba del horno el pastel. – Oh bueno… quizas si había algo de celos en el..-

El recuerdo de su antiguo amo había hecho que sus mejillas se sonrosaran… y la invadiera un sentimiento calido al recordar tambien a su amado.

-Mi amo al ser uno de los señores del feudo… estaba obligado a seguir las normas; aunque mas bien eran ya algo muy natural de el… su sentido del honor muchas veces vencía al de sus aficiones y vicios.. auque cabe aclarar que la palabra vicios, no siempre se refiere a algo lastimoso o negativo.- Dijo ella cortando varias rebanadas para los chicos y ella, sin poder abstenerse de probar con el dedo el dulce de las cerezas que había quedado en el cuchillo.
-Ademas… si por su posición el debia atenerse a las reglas, como iba el a saltarse aquellas leyes con otra criatura de una raza superior a la de nosotros..? Oh! Pero ustedes tambien han pasado por algo parecido..?-

La chica volteo a mirarlos con sorpresa, colocando sus respectivos platos a cada quien con una generosa rebanada.. y unos delicados tenedores de plata, que tenian grabados de flores y animales. Si uno miraba atentamente el mango del cuchillo, había una figura de un caballo celta.. y en el tenedor, había algo parecido a un dragon del mismo estilo, con flores enredadas a los lados.

-Ah! Pero que pequeños son estos!- Los miraba sorprendida y sentandose junto a ellos con ansias de escuchar mas.. que ellos fueran aparentemente mucho mas jóvenes que ella, no significaba que sus relatos y sus aventuras fueran menos que las de un.. “adulto”.
Escuchando como el relato se parecia tanto al de ella, una ligera tristeza flotaba en el lugar, aparentemente peleandose con el alegre aroma del pastel recien orneado. La tristesa se despejo inesperadamente, al escuchar que el amo de ellos en realidad los había dejado continuar con su amado. Una risa escapo de los labios rojizos, y no pudo resistirse a añadir;

-Pero que suertudos son ustedes! Yo había pagado lo que sea por haber podido seguir bajo el cuerpo de Varyon..- tosali estaba recargando la cabeza en una de sus manos, y se relamio los labios al volver a pensar en el elfo.
La chica volvio a mirarlos; había algo en ellos que la hacian sentir como si estuviera en casa. Eran adorables.

-Saben..? Eso es bueno.. habiendo tantos seres aquí… hay mucho de donde escoger, según lo que sus impulsos pidan..
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario http://www.pielalbanene.blogspot.com
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: Camaleones - Libre   Hoy a las 2:57 am

Volver arriba Ir abajo
 
Camaleones - Libre
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» Historias de Temática Libre
» Dibujando un paisaje en la azotea [Libre]
» Divirtiéndome un rato [libre]
» Fénix... [LIBRE]
» ¿Compradora compulsiva? Puede ser~ {Libre}

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
♦,,Theatre♦,, :: ♠Mansión♠ :: Pasillos.-
Cambiar a: